martes, 25 de marzo de 2008

Derecho a disentir es una libertad muy querida en EE.UU.

Manifestantes contra la guerra usan creativamente sus voces para que Washington les escuche
Por Lea Terhune

Washington – Las familias y los escolares que visitaron la capital de la nación, durante las vacaciones de primavera en Estados Unidos, tuvieron la oportunidad de presenciar un acto de acción política directa, cuando los que protestaban contra la guerra contra Iraq se mezclaron con turistas y residentes el 19 de marzo.

Los manifestantes, jóvenes y viejos, se dispersaron por la ciudad para recordar el quinto año del conflicto, expresando públicamente sus preocupaciones. La policía ecuestre observaba plácidamente desde sus caballos a un grupo que cruzaba la plaza McPherson llevando un cartel de color naranja que decía “Fuera de Iraq, lejos de Iran”. Otros grupos pacíficos cantaban, cerca de la Casa Blanca y otros edificios del gobierno federal, consignas y cantos contra la guerra.

Ese mismo día el presidente Bush, habló en el Pentágono y admitió que “es comprensible el debate sobre si valía la pena pelear esta guerra, si vale la pena ganar esta pelea, y si es que podemos ganarla”.

Pero reiteró su apoyo a la guerra en Iraq diciendo que la movilización o incremento de tropas llevado a cabo, está dando resultado. “La batalla en Iraq ha sido más larga y más difícil y más costosa de lo que anticipamos, pero es una guerra que debemos ganar”, agregó al elogiar el coraje y la determinación de los soldados, calificando a la acción militar de noble, necesaria y justa.

Cerca del Capitolio y las calles adyacentes los estadounidenses provenientes de varios puntos del país mostraban su desacuerdo.

Los Veteranos por la Paz entonaban respuestas, adecuando las órdenes militares a palabras a la marcha en favor de la paz, y no a los campos de ejercicio. Los miembros del grupo levantaban carteles y hacían gestos de paz. Algunos de ellos iban en silla de rueda. Al detenerse frente a la Casa Blanca un miembro del grupo pronunció un discurso condenando la guerra.

“Apoyen a nuestras tropas, tráiganlas de regreso”, era el sentimiento expresado por muchos.

Mike Ferner, efectivo del hospital de la Armada o especialista médico durante la guerra de Vietnam, dijo al Servicio Noticioso desde Washington “estoy aquí por que aparentemente este presidente no está interesado en escuchar la voluntad de la mayoría del pueblo en este país y por ellos debemos salir afuera y hacer más manifestaciones, lo que realmente necesitamos es frenar el modo de actuar al que se han acostumbrado”. Dijo que la meta de los participantes era difundir ese mensaje pacíficamente.

Más llamativos eran los grupos envueltos en telas negras y luciendo máscaras blancas que se desplazaban en silencio por la ciudad. El grupo denominó a su protesta la “Marcha de la muerte”.

La Constitución de Estados Unidos garantiza derecho a la libre expresión

Aunque la manifestación en Washington no fue tan grande como otras en el pasado, fue seria. Los manifestantes trataron de bloquear al Servicio de Rentas Internas (IRS), el organismo encargado de recolectar impuestos en Estados Unidos, para simbolizar una solicitud para frenar el flujo del dinero de quienes pagan impuestos en Estados Unidos para financiar la guerra en Iraq. Algunos grupos interrumpieron el tráfico. Unas pocas docenas fueron arrestados en distintos de la ciudad.

"Protestar no es ilegal. Es nuestro derecho. Está en la Carta de Derechos de la Constitución", dijo el oficial Josh Aldiva, portavoz de la Policía Metropolitana, en declaraciones al Servicio Noticioso desde Washington. Pero cuando los manifestantes violan la ley al bloquear el tráfico, cruzar una barrera policial o tratar de entrar a un edificio de acceso restringido, pueden ser arrestados.

En esos casos, explicó Aldiva, se lleva a la gente a una estación de la policía local, donde se examinan sus antecedentes. Si no tienen antecedentes penales es posible que se les cobre una multa y luego pueden irse.

Varias agencias encargadas de aplicar la ley, locales y federales, vigilaron las protestas, que fueron tranquilas a pesar de los arrestos. De acuerdo con Ernestine Fobbs, oficial de prensa de los Servicios Federales de Protección, “en el IRS fue pacífico, pero aún así se exige acusar a las personas que no obedecieron”.

Un grupo de gente reunida para contrarrestar a los manifestantes contra la guerra se reunió en un centro de reclutamiento militar con carteles que decían "Apoyamos a nuestros valientes soldados y a su justa misión".

3 comentarios:

  1. Carlos2212:14

    Lamentablemente las protestas no sirven de mucho si los republicanos no las escuchan.
    De igual forma es bueno que dentro de EEUU se reclame lo que todo el mundo piensa: que esta guerra es una locura!

    ResponderEliminar
  2. viviana16:47

    Espero que las protestas se hagan sentir y se reflejen sobre todo en las proximas elecciones.

    ResponderEliminar
  3. Lo único que en este mundo podría estabilizar un todo .
    Es la conciencia individual , pero como seria el mundo si los gobernantes fueran cocientes y practicantes de esa conciencia.
    Yo amo Estados unidos , al pueblo de estados unidos, pero lamentablemente ese pueblo derrama capitalismo , sabemos que ese sistema no es valido, hay que buscar un consenso de sistema , que apoye intereses de todos .
    No con esto digo que el socialismo este perfecto. pero tiene sus fallas.
    busquemos un solución intermedia .
    y principal no nos matemos entre seres humanos ,y cuidemos nuestra tierra hermosa
    Saludos
    Edgar Martínez Geronimo
    Coord General AdeBUR
    bolvianosunidos@gmail.com

    ResponderEliminar

¡Gracias por enviarnos tu mensaje!